Reclamar una incapacidad permanente denegada

Reclamar una incapacidad permanente denegada

Respondemos a las preguntas más frecuentes acerca de las incapacidades permanentes ¿es fácil conseguirla? ¿Què pasos debemos dar para obtener una incapacidad? ¿Qué hacer si nos la han denegado?

Cuando una persona desea solicitar una incapacidad permanente, surgen muchas dudas. En tiempos como los actuales, donde todo es analizado al máximo detalle y donde un pequeño error puede suponer un grave trastorno en la consecución de la incapacidad, os queremos trasladar la respuesta a cuatro preguntas que todos nuestros clientes nos formulan durante la entrevista de asesoramiento gratuito que os ofrecemos.

¿Es fácil que te declaren una incapacidad permanente?

De un tiempo a esta parte observamos un importante descenso  en las concesiones de incapacidades permanente. Efectivamente, parece que cada vez es más complicado que te declaren incapaz, se dan situaciones en las que antes te la concedían sin problemas, sin embargo, ahora hay que pelearlo en el juzgado.

¿A qué se debe este fenómeno?

La crisis se nota también en éstos aspectos. Es una crisis que afecta directamente a los individuos en aspectos esenciales de su vida, y especialmente a los más vulnerables. El médico perito con el que trabajamos en el despacho, ha notado que un tercio de las personas que acuden al despacho después de que el INSS les haya denegado la incapacidad permanente, están valoradas de forma errónea. No ha habido cambios en los criterios de valoración, se trata de recortes, hablamos de decisiones casi arbitrarias, y como tales, siempre pueden ser luchadas en los juzgados.

¿Cómo se consigue una incapacidad cuando el tribunal médico del INSS ya te la ha denegado?

Pues por desgracia para los ciudadanos, se consigue con la ayuda de un abogado y de un médico perito especialista en valoración del daño corporal. Cuando nuestro perito nos dice que una persona ha sido mal valorada por el tribunal médico lo primero que hacemos es pedirle un informe exhaustivo que desmienta al anterior. Debemos presentar al juez pruebas contundentes para que este pueda desdecir a la resolución de la Seguridad Social, en éste caso la prueba será la palabra de otro médico especialista.El médico es fundamental para recurrir una incapacidad permanente.

Si, pero ¿a quién va a creer el Juzgado, a éste perito o al Tribunal médico?

Esto va a depender de varios aspectos. En primer lugar, hay que tener en cuenta que la documentación médica, informes, radiografías, resonancias y demás, apoyan la versión del perito. Por otro lado, nosotros en concreto contamos con un médico que se ha labrado cierto prestigio, a costa, claro está, de rehusar hacer informes cuando no está justificada la incapacidad.

Además, contamos con un equipo de abogados especializados, conocedores de la legislación y de los cambios jurisprudenciales que se producen en este ámbito de manera constante.

No lo dudes si has pasado por el tribunal médico, te han denegado la incapacidad permanente y consideras que no estás apto para trabajar. No te quedes de brazos cruzados, estás en tu derecho de reclamar.

Recuerda que tenemos 30 días para presentar una reclamación previa a la demanda en el juzgado de lo social.

Nosotros podemos ayudarte. LLámanos y te asesoraremos gratuitamente. En Madrid y otras provincias en el 91 435 14 79, en Sevilla llama al 95 544 04 00, o en el 93 414 73 20 para consultas sobre incapacidad permanente en Cataluña.

Incapacidad Permanente